sábado, 19 de noviembre de 2011

El poder financiero al descubierto


Este viernes en pagina 12 se publico un pequeño articulo llamado “la Red Capitalistanos revelo que nuestras acusaciones contra la banca mundial de ser el principal poder del mundo ha sido demostrado científicamente. En concreto este es el artículo:
La ciencia de la visualización confirma lo que uno podría suponer: 1318 corporaciones controlan la economía global. El dato surge del análisis de ETH de Zurich, que gracias a un análisis matemático reveló que son las instituciones financieras las que dominan la economía global gracias a sus fuertes interrelaciones. Esta organización supone un riesgo para la economía global, dicen los matemáticos “despojados” de postura ideológica. Según el estudio, la solución es controlar los vínculos entre los más poderosos a través de regulaciones internacionales. El estudio tomó forma de visualización global luego de relevar 43 mil corporaciones transnacionales
http://www.pagina12.com.ar/diario/cdigital/31-181208-2011-11-18.html

 Los científicos en su inocencia proponen nuevas regulaciones para controlar a estas multinacionales. Sin advertir que estas mismas entidades financieras sirven a los que realmente regulan el mundo, en otras palabras ellos se regularían a sí mismos. De no ser así, esta noticia estaría en primera plana del diario clarín. Por el contrario es un pequeño artículo al margen para informar a los secuaces del poder financiero de las investigaciones que los ponen al descubierto.
Es necesario que nosotros difundamos la complicidad entre los gobiernos y el poder financiero para tratar de evitar que a través de un falso antagonismo se use a una herramienta informal de poder mundial para instaurar una institución formal de poder mundial dirigida por la misma organización  que se mantiene lo más oculta posible a la cual nosotros por comodidad llamamos sinarquía, nuevo orden mundial o poder real. Pero claro ellos no se llaman a sí mismos de ese modo y la naturaleza de la sinarquía es informal y silente.
En lo que respecta al asunto puntual del abrumador poder financiero, no es lo abrumador de su poder sino su filiación.  Es decir lo que se propulsa con ese poder. Dada nuestra oposición a lo políticamente correcto y a todas sus consecuencias, la solución es que ese poder sea trasladado a organizaciones que impulsen el programa nacionalista.  La forma más natural es primero recuperar el Estado (organización capaz de llevar adelante el programa nacionalista) y luego transferirle el poder financiero hasta ahora ejercido por las empresas multinacionales.
Publicar un comentario