miércoles, 16 de noviembre de 2011

PELIGRO CHINO

Por: José Olano


China ha incrementado su poder extraordinariamente en las últimas décadas. Esto responde a un plan muy bien pensado, no es algo hecho a la suerte. China tiene un modelo de expansión económica que consiste en ser una plataforma de exportación para desarrollar su industria desindustrializando a occidente, usando todas las ganancias para industrializarse más, acumulando las divisas. En otras palabras reinvirtiendo todo y no importando nada mas, salvo lo mínimo indispensable para la subsistencia del pueblo y para seguir industrializándose.
Empezó atrayendo a muchas empresas internacionales para que construyeran fabricas en su territorio, usando mano de obra barata propia dejando que los occidentales compartieran su tecnología y técnicas de organización y producción con los chinos, con esto se trasladaba parte del polo industrial mundial a su territorio (siendo hoy la factoría más grande del mundo). Una excelente legislación le confería a china grandes provechos con estos tratos de radicación de empresas extranjeras.
Al principio eran productos de pésima calidad y de marcas sin valor; pero con el tiempo la calidad de sus productos fue mejorando. Logrando el interés de industrias más avanzadas.
Luego con estas tecnologías china empezó a tener cada vez más capital propio, con lo que ya no le fue necesario depender tanto de inversiones directas de los occidentales. El siguiente paso fue el uso de franquicias (es decir empresas china que usaban marcas extranjeras) y la fabricación de productos con marcas propias desconocidas aquí en Occidente.
Actualmente China desarrolla su propia tecnología y sus propias marcas para saciar la demanda mundial, desligándose cada vez más de las empresas internacionales occidentales.
Hasta aquí no hay nada nuevo, el asunto es lo que viene. Ese enorme cumulo de divisas que posee China lo utiliza para una política por ahora expancionista en lo económico, pero que puede convertirse en imperialista en lo político y militar a pesar de la enorme tradición de ser la china una cultura "esponja" que absorbe todo lo que llega incorporándolo, como incorpora hoy la economía capitalista.
Esta política de expansión consiste en tener metas que se vayan cumpliendo progresivamente
-ser el principal prestamista de Estados Unidos y la UE.
-comprar empresas y posiciones estratégicas de materias primas en África y América latina.
-Sostener y mantener bajo control a comunidades chinas en la diáspora y especialmente en el mundo occidental.
China está construyendo una base para ser un país determinante en el mundo actual en base a ser una suerte de parque industrial global.
Si la mayor parte de la industria está en China y la mayoría de los recursos naturales son dirigidos por sus empresas cuanto tiempo podría durar Occidente por ejemplo, en una guerra contra China. Y lo que es más importante estrategicamente hablando teniendo una colectividad fuerte, prospera y dirigida en las naciones occidentales
Lo que diferencia a China de Occidente es que los chinos nunca fueron corrompidos por las ideas liberales, pese a haber padecido el comunismo, los chinos siguen la filosofía de Confucio que los protege de las ideas liberales que tanto daño nos ha hecho.
Lo único que podemos hacer para evitar caer bajo el futuro y casi seguro influjo de dependencia de ese naciente polo de poder es restaurar Hispanoamérica, uniéndola bajo una doctrina que rechace el liberalismo y nos permita vertebrar el continente en una estrategia consecuente, común y continua desde lo económico como desde lo político.
Publicar un comentario