viernes, 3 de junio de 2011

ASOCIACION ILICITA

Por: Guillermo Rojas

Desde hace ya años venimos adelantando lo que pasa hoy. Mientras un montón de hipócritas y chupamedias del periodismo políticamente correcto se hacen los sorprendidos con el caso destapado de Bonafini y sus hijitos, nosotros sabíamos que algo así tenia que ocurrir tarde o temprano.



Tuve el privilegio de ser uno de los primeros o tal vez el primero que desde un libro cuestionara sin miramiento alguno la mitología elaborada por las usinas del Sistema como base de toda la cultura argentina contemporánea o sea el montaje de los 30.000 desaparecidos al mismo tiempo señalando también a los que han usufructuado, desde hace tres décadas, descaradamente de esa vil impostura al servicio hoy en día, del Poder Mundial.
A pesar de que muchos no quisieran escuchar o miraran para otro lado, la realidad nos dice claramente que esa construcción mítica es el elemento en el cual el Régimen se basó para edificar todo el entorno cultural que ha destruido la autoridad, el sentido común y el Orden Natural, el Poder del Estado y que tal vez termine por destruir finalmente a la Argentina.
No se si hay gran merito intelectual en eso, pues no hice mas que describir la realidad, diciendo claramente y sin pelos en la lengua ni complejo alguno: que el mencionado montaje- el verso del genocidio- era un calco barato de lo que en el primer mundo es el relato de la matanza étnica de judíos llamado por el sionismo Holocausto. El tema de los desaparecidos es el Holocausto del subdesarrollo.
Ambas construcciones tienen la misma finalidad y ambas se realizaron con objetivos similares tanto allí como acá. Ambas tienen un trasfondo de corrupción y dinero

Aquí se trataba de reconvertir a la Argentina. La Argentina debía dejar de ser históricamente lo que era para ser a imagen y semejanza de aquellos que la habían vencido en la Guerra de Malvinas. Era el precio que pagábamos por una guerra perdida. Si ya nos habían convertido en dependencia colonial del Imperio desde años atrás seriamos en adelante una mera factoría con todos los perjuicios que se sufren en la metrópolis y ninguno de los beneficios a lo que se agregaba el deshonor de una clase dirigente derrotista traidora y servil
Tuve también que decir cual era la finalidad que tenían los grupos del castrismo residual que se prestaron en su gran mayoría concientemente a todo ese manejo que terminó beneficiando a los mercachifles de la globalización en orden a que nosotros por vía de ese nuevo dispositivo tomábamos como propias todas las taras culturales de la misma
Los fautores, los protagonistas de todo ese teatro bufo cuyo libreto era la ideología de los Derechos Humanos y sus obras los escarches, las protestas, los dramas y evocaciones nostálgicas y lacrimosas de terroristas y asesinos bolcheviques de la peor especie, no era otra que las de obtener Venganza, Dinero y Poder para esos grupos sedicentes defensores de las garantías individuales y guardianes de una memoria colectiva inventada a su propia medida
Que el tema de los desaparecidos convertido en una especie de seudo religión, tenia custodios y sacerdotes y que los mismos o eran vulgares agentes de inteligencia del extranjero o dementes y asesinos cebados por el deseo de plata y desquite (la izquierda había recibido en su momento un poco de su propia medicina) y en no pocos casos eran las dos cosas al mismo tiempo.
Casos paradigmáticos eran y son el montonero Verbitzky o la grotesca Hebe de Bonafini, sacerdotes de un culto que ha comenzado paulatinamente a derrumbarse por iguales vicios que el mismo Sistema que lo contiene y sostiene. Podrido desde sus cimientos el edificio derechohumanista hecho de odio y de mentira cruje y se inclina apoyado todavía por gran número de idiotas, resentidos envenenados o simplemente corruptos y agentes del extranjero.
Por eso nadie puede hoy en día engañarse, mas allá de los anticipos que mencioné, en la cancha se ven los pingos y así ha ocurrido hoy con la ilícita sociedad Bonafini-Shoklender. El oportunismo deleznable de los Kirchner y su paladar hecho a la putrefacción, eligieron como aliados a lo peor y al exaltarlos, adularlos y untarles la mano los llevaron por un camino de no retorno a donde tendrían que haber estado desde un principio. Mas allá de que sean castigados o no han quedado al descubierto.

Ya hay funcionando a todo trapo una maquinaria de prensa tendiente a blanquear a estos dos delincuentes comunes, o diferenciarlos de otros personajes tan despreciables como ellos, de otros organismos dedicados al mismo oficio en nombre de los sacrosantos derechos. La única diferencia entre estos y la banda del parricida y la gorda es que nunca tuvieron cerca la caja kirchnerista.
Ya han salido algunos incluso a descargarle toda la basura al parricida, a los efectos de salvar a la gorda que aún resulta necesaria a la pandilla gobernante para seguir engañando bobos. Hoy designan para investigar los manejos turbios al mismo personaje judicial que absolviera a Kirchner del enriquecimiento ilícito
Causa repugnancia escuchar a los periodistas hablar del tema como si jamás hubieran consentido, encomiado o justificado lo que actuaban estos sujetos o silenciado las criticas que contra los mismos se levantaban.
Pero en definitiva el Sistema no tiene más remedio que sostener a los sacerdotes del mito berreta de los 30.000 por que en ello le va la vida y tanto Shoklender como Bonafini eran un punto negro que no podían borrar y que de ser necesario convertirán en fusibles. Luego aparecerán los verdaderos defensores de los derechos humanos en contraposición de los malos defensores como la gorda y sus hijitos. Una nueva sesión de dialéctica trucha a que nos tiene acostumbrados el progresismo El sistema recicla la basura para seguir funcionando y apuntalar esta mentira de humanos derechos y de defensores de los mismos es apuntalar el piso donde se asienta desde que llegara Alfonsin a estas tierras o mejor dicho la Task Force un año antes a Malvinas. El Régimen representa el espíritu del 14 de junio. Ya lo dijo Sarlo en 678 tenemos democracia y derechos humanos gracias a los ingleses.

Para el periodismo que se dedica hoy en día a hacer el análisis del escándalo Shoklender.-Madres y a diferenciar entre buenos defensores y malos defensores es sano decirle que el tema de los derechos humanos es algo, como dirían los chicos, de mentirita. No existe ninguna organización que hoy se dedique a este metier realmente. Las existentes son el cadáver parlante de la guerra revolucionaria de los 70 reconvertidas al servicio del Poder Mundial, el Imperio o como quiera llamársele y los personajes más conspicuos de ese mundillo no son otra cosa que castristas reciclados pero contumases: delincuentes como los Shoklender, enfermos de odio y revancha como Bonafini, vividores como Arslanian, o agentes de la CIA como Verbitzky. La defensa que hacen es meramente política y su función es seguir construyendo el relato que permita la subsistencia del Sistema con todos sus anexos que he descripto extensamente en decenas de notas aquí mismo.
No existen “derechos humanos de billetera” y otros reales. Este tema deberá en su momento ser analizado y su mecanismo desmontado a los efectos de esclarecimiento de la ciudadanía, Mientras tanto el derecho humanismo es una operación financiada y promovida desde el exterior como lo prueban claramente los subsidios que les llueven a esas organizaciones desde EEUU, Europa y de fundaciones dependientes de empresas multinacionales. Tengamos bien en cuenta esto. El Imperio no tira la platita Ni es el comunísimo internacional quien apoya a estos “humanistas”, como nos quieren hacer creer desavisados, desactualizados o simplemente agentes de propaganda del mismo Imperio que trabajan desde la derecha para provocar

No solo los Kirchner les han dado plata a estos organismos como opina lo mas simplista de la derecha, Alfonsin les aduló, les dio cargos y subsidios, Menem les cedió alegremente un préstamo de la usura internacional (4.000 millones de dólares de Banco Mundial) para abonar las famosas indemnizaciones de la escandalosa Ley de Reparación Histórica con que se premió post mortem o en vida a delincuentes que en muchos casos habían sido encontrados in fraganti delito. Todos los gobiernos y todos los integrantes del aparato de prensa del régimen han tenido que ver de una forma u otra con estas bandas, así como las organizaciones colaterales del Imperio (fundaciones, ONGs, ONU, OEA). No nos engañemos mas esto de los derechos humanos que ahora “sorprenden” a muchos supuestamente distraídos con su corrupción, no es un invento de los Kirchner sino que toda la clase dirigente ha participado por acción u omisión. Los Kirchner solo aprovecharon demagógicamente de toda esta impostura en la que no creen ni les importa. Le son útiles y funcionales.

En definitiva y desde la política de entre casa lo que esta en juego con este escándalo es el aura de supuesta pureza que envuelve al progresismo y la posibilidad de que éste se libre del abrazo del oso que le han dado los Kirchner desde el 2003 y el progresismo hijo dilecto de esta cuestión de los derechos humanos es el otro yo del Sistema.
Por eso no aprovechar correctamente esta rajadura para oradar el edificio seria un desatino políticamente hablando.

http://redpatrioticargentina.blogspot.com/2011/06/asociacion-ilicita.html
Publicar un comentario